Delicioso coulant de chocolate: receta fácil y paso a paso

¿Quieres preparar un postre que seguro que satisfará a los más golosos? Si es así, ¡no busques más que un delicioso coulant de chocolate! No sólo está lleno de rico y pegajoso sabor a chocolate, sino que es un postre que parece mucho más complicado de lo que realmente es. En este artículo te explicamos paso a paso cómo hacer un delicioso coulant de chocolate. No te preocupes, ¡seguro que será un éxito entre tu familia y amigos!

Ingredientes

Para el Coulant
– 120 g de chocolate negro (70% cacao)
– 100 g de mantequilla sin sal
– 100 g de azúcar
– 3 huevos grandes
– 70 g de azúcar común.70 g de harina común

Para la cobertura
– 100 g de chocolate negro (70% de cacao)
– 20 g de mantequilla sin sal
– Nata para cocinar (opcional)

Instrucciones

Paso 1: Hacer el Coulant

Comienza precalentando el horno a 200°C (390°F). A continuación, coge un cazo mediano y ponlo a fuego medio. Derrite el chocolate negro y la mantequilla sin sal en el cazo, removiendo constantemente. Cuando el chocolate y la mantequilla estén completamente derretidos y bien mezclados, retíralos del fuego y deja que se enfríen.

Mientras se enfrían el chocolate y la mantequilla, coge un cuenco grande y mezcla el azúcar y los huevos. Mézclalo todo bien con un batidor manual o una batidora eléctrica hasta que la mezcla esté pálida y esponjosa. A continuación, incorpora suavemente la mezcla de chocolate y mantequilla enfriada. Una vez que la mezcla de chocolate esté completamente combinada con la mezcla de huevo y azúcar, tamiza la harina común y mezcla bien hasta que todo esté completamente combinado.

Paso 2: Hornear el Coulant

Engrasa los moldes con un poco de mantequilla sin sal y, a continuación, espolvoréalos con un poco de harina. Esto ayudará a que el coulant salga limpio cuando lo saques del ramequín.

Con una cuchara, vierte la mezcla del coulant en los ramequines engrasados y enharinados, con cuidado de no llenarlos demasiado. Una vez rellenados todos los ramekines, mételos en el horno precalentado y hornea durante 12-15 minutos o hasta que los bordes del coulant empiecen a estar crujientes, pero el centro aún esté ligeramente flojo.

Paso 3: Hacer el glaseado de chocolate

Mientras se hornean los coulants, puedes preparar el glaseado de chocolate. Derrite el chocolate negro y la mantequilla sin sal en un cuenco resistente al calor colocado sobre un cazo con agua hirviendo a fuego lento, removiendo constantemente. Cuando el chocolate y la mantequilla estén totalmente derretidos y bien mezclados, retira del fuego y deja que se enfríe un poco. Si quieres un glaseado un poco más cremoso, puedes añadir un poco de nata para cocinar en este punto.

Montaje y servicio

Una vez que los coulants hayan terminado de hornearse, sácalos del horno y déjalos enfriar durante uno o dos minutos. A continuación, pasa un cuchillo por el borde de cada coulant e inviértelos con cuidado en un plato de servir. Rocía cada coulant con el glaseado de chocolate y sírvelos inmediatamente. Una receta rápida y fácil para un delicioso coulant de chocolate que seguro que gustará a todos. ¡Que lo disfrutes!

Deja un comentario